Desde Facebook revelaron a qué se debió la falla “más importante nunca antes observada”

Miles de millones de usuarios fueron impactados por la completa caída de las plataformas. “Presentamos nuestras disculpas a quienes resultaron afectados”, expresó Facebook tras el corte de más de siete horas.

La caída de Facebook y otras plataformas pertenecientes a esa corporación, entre ellos WhatsApp e Instagram, que tuvo lugar este lunes, se debió a problemas con el enrutamiento del tráfico entre sus centros de datos, según la última actualización oficial de la compañía.

“Nuestros equipos de ingeniería han aprendido que los cambios de configuración en los enrutadores troncales que coordinan el tráfico de red entre nuestros centros de datos, causaron problemas que interrumpieron esta comunicación”, señaló la plataforma.

“Esta interrupción del tráfico de la red tuvo un efecto en cascada en la forma en que se comunican nuestros centros de datos, lo que paralizó nuestros servicios”, indicó, al tiempo que admitió que el problema “afectó a muchas de las herramientas y sistemas internos” utilizados por el equipo diariamente, lo que complicó su diagnóstico y resolución.

Según el comunicado, conocido en las primeras horas de la madrugada de este martes, los servicios de Facebook Inc. todavía no funcionaban a rendimiento normal, pero el equipo está trabajando para restablecerlo.

Asimismo, aseguraba no tener evidencia de que “los datos de usuarios se hayan visto comprometidos” como resultado del apagón, que duró alrededor de siete horas y se convirtió en el más largo desde 2008, cuando la red social estuvo inactiva durante cerca de un día.

El incidente, causado por un problema técnico, constituye la falla “más importante nunca antes observada” por Downdetector, que monitorea los cortes online. “Miles de millones de usuarios han sido impactados por la completa caída del servicio”, escribió el sitio.

Facebook, Instagram y WhatsApp dejaron de funcionar alrededor del mediodía de este lunes (hora argentina) y recién unas siete horas después, las plataformas pudieron restablecerse plenamente.

La caída de los sitios fue acompañada por la noticia de que en un foro de hackers empezaron a venderse los datos personales de más de 1.500 millones de usuarios de Facebook, un hecho que, según el portal Privacy Affairs, que descubrió la filtración, “no tiene nada que ver” con el apagón.

Además de los servicios controlados por la compañía de Mark Zuckerberg, se reportaron problemas con el funcionamiento de varios otros similares, entre ellos TikTok -que también cayó-, Twitter, Gmail, YouTube, Tinder, Netflix, Snapchat, Viber y Amazon.

Asimismo, registraron fallos las compañías de telecomunicaciones estadounidenses AT&T y Verizon, además de Bank of America y Southwest Airlines.

Como resultado de esos sucesos, las acciones de compañías tecnológicas se habían desplomado.

El proprio Facebook perdió cerca de un 5 %, mientras otras, como Apple, Microsoft y Google, han perdido entre 2 % y 3 %, según Nasdaq.