La represa de Salto Grande trabaja con un mínimo de 2 turbinas por la escasa lluvia

Eduardo Zamanillo, Jefe del Área de Hidrología de Salto Grande, comentó que la actual sequía durará “la primavera, el comienzo y probablemente todo del verano”. Cómo afecta a la producción del complejo hidroeléctrico.

El profesional contextualizó que “es un año que está signado por el fenómeno de La Niña, con lluvias que son marcadamente inferiores a las normales”.

“Ya hace un año y medio que se venía, con altibajos, con el río Paraná y el río Paraguay con bajantes históricas que no ocurrían desde el comienzo de la década del 70”, explicó. Subrayando que “el río Uruguay se comportaba como un cisne negro entre blancos pero ahora nos ha tocado a nosotros y, desde fines de septiembre, las lluvias vienen muy por debajo de las normales”.

Año seco
Zamanillo recordó que en este 2020 se venía “en marzo/abril con pocos aportes, es decir con lluvias escasas y tocamos mínimos históricos que no se repetían desde 1945”. Ahora, “en octubre de 2020 fue un valor mínimo que no se repetía desde 1974, es decir hace más de 45 años”, puntualizó.

A este panorama, la proyección que muestra noviembre es que “tendremos el mínimo registrado hace al menos 40 años”, comentó. Agregando “hasta el 20 tendremos algunas lluvias pero no cambiarán la situación”.

Represa
Por último, el jefe del Área de Hidrología de Salto Grande detalló que “al haber menos agua para turbinar, la cantidad de máquinas que pueden trabajar son menos”. Actualmente “estamos trabajando con un mínimo de 2 turbinas ? que es el mínimo técnico – y solo en momentos llegamos a 4 o 6”, remató.

La situación genera menor producción en el complejo aunque, afirmó Zamanillo a Diario Río Uruguay, “un mínimo va a haber mientras los niveles del Lago permanezcan en el mínimo técnico de 25 metros, valor al que nunca hemos llegado”.