Otra abuela víctima de una estafa telefónica

Una mujer de 83 años, domiciliada en Barrio Azul de la ciudad de Crespo, fue estafada tras un llamado telefónico. Una persona que se hizo pasar por su hijo la llamó y le dijo que había un problema bancario a nivel nacional y que por esa razón, los billetes saldrían de circulación. En este sentido, le explicó que había que depositarlos inmediatamente, por lo que él ya se encontraba en el banco esperando para hacer el trámite. Por esto, le mandaría a otra persona a que pase por su casa a retirar el dinero.

Luego de media hora de conversación, la mujer cayó en el engaño y le entregó una bolsa con dinero a una persona que se dirigió al domicilio, que alcanzaba los 200 mil pesos.

“Tras el retiro de los billetes y pasado un rato, la mujer decidió llamar a la casa del hijo para hacerle otras consultas más acerca del trámite que habría finalizado ya, siendo atendida por la nuera -que desconocía las características del planteo-, la cual al recepcionar el relato de la situación, se percató de que había sido estafada”, manifestó el Segundo Jefe de Comisaría Crespo, Enzo Gutiérrez.

Sobre la investigación del delito, el funcionario policial sostuvo que “estamos trabajando en pistas firmes” y confirmó que interviene también la División Delitos Económicos.

Por último, el subcomisario advirtió que se trata de “un delito muy común en todas las jurisdicciones, en virtud de que no conlleva esfuerzo por parte de quien lo comete. No implica acciones violentas, sino que se abusan de la confianza -por lo general de los mayores de edad-. Pedimos a los hijos, nietos y demás familiares de la gente mayor, que hablen con ellos de estas situaciones, de que les inculquen no creer en ningún llamado de este tipo. Asimismo, aconsejamos a cualquier vecino/a que reciba un llamado similar, constatar que sea el familiar que invocan, no brindar ningún dato personal ni hacer entrega de ahorros u objetos de valor y ante cualquier duda, comunicarse al abonado gratuito 101″.