Robaron fotos íntimas de una profesora e hicieron un video

Una docente llevó un video para su materia y lo entregó a los alumnos para que lo descargaran en sus notebooks. Pero los chicos notaron algo, por lo que corrieron un programa y recuperaron fotos privadas que habían sido borradas.

La tecnología le jugó una mala pasada a una docente de Geografía en la Escuela Secundaria Nº 6 de El Brillante, San José, a 11 kilómetros de Colón. Es que encontró un video con los temas afines a su asignatura, y lo grabó en un pendrive, y a ese soporte digital lo dejó en manos de sus alumnos.

Lastimosamente los alumnos se interesaron por otra cosa antes que por los temas de Geografía y bajaron un programa para recuperar archivos borrados, en busca de lo que se había grabado de ese pendrive.

Lo que encontraron era lo que quizá buscaban: fotos íntimas de la profesora. Entonces, lo que ocurrió es que utilizaron sus propias notebooks del Plan Conectar Igualdad y en cada una de las pantallas que había en el aula proyectaron esas fotos, y con celular las grabaron.

Así, armaron un video con las fotos íntimas de la profesora, que rápidamente se viralizaron, no sólo en El Brillante, sino que se reprodujeron en Colón, donde la docente también da clases en la Escuela Normal República Oriental del Uruguay.al tranquilidad

Lejos de escandalizarse, la docente lo tomó con total tranquilidad ya que negó haber cometido una falta y dijo no responsabilizarse de lo que pudieran haber hecho los alumnos con el pendrive. “Estaban borradas las fotos. Esto fue algo involuntario. El pendrive lo entregué con un video de clase. Pensé que estaban borradas esa fotos”, explicó al reunirse el último martes con autoridades de la Escuela Normal de Colón.

El tema es complejo, aunque nadie piensa que se esté frente a una falta grave, y menos un delito. “No hay delito, pero es una situación que hay que saber manejar. Hay que enfrentar a los padres y a los alumnos”, dijo una autoridad de la Escuela Normal.

“No podemos pedirle que se deje el aula por un tiempo porque cuando vuelva el asunto otra vez va a estar. Pero le hemos preguntado de qué modo va a enfrentar a los alumnos y eventualmente a los padres, cuando el tema salga. Ella dice que está tranquila, que lo hablará en el momento que aparezca el tema, y que no cometió ninguna falta”, indicaron desde la Escuela Normal de Colón.

De igual modo, desde la institución ya pidieron asesoramiento legal para determinar de qué modo proceder, de forma tal que el tema no se convierta en “escándalo” hacia el interior de las aulas.